La energía que utilizamos

La importancia de la energía

La energía hace que las cosas sucedan. Cada uno de los cambios que ocurren en el Universo precisan del concurso de la energía en sus variadas formas. Todos los seres vivos crecen y se desarrollan gracias a ella, así como las máquinas la necesitan también para funcionar. Todo lo que hay a nuestro alrededor existe como resultado de la acción de alguna fuente de energía.

Nuestras funciones vitales se mantienen por la energía que liberan los alimentos cuando los ingerimos. Y es la energía la que nos permite desplazarnos, jugar, trabajar… Es el motor de cada una de nuestras acciones. La vida en la Tierra, en cualquiera de sus formas, no sería posible sin la energía que nos llega del Sol en forma de la luz y de calor. Todo lo que ocurre se puede entender en clave de complejas e infinitas transformaciones de energía y transferencias de un cuerpo a otro.